El despertar de la fuerza

star-wars-the-force-awakens

Esta crítica debería haberse colgado acabando el año y no empezándolo pero por líos variados, se sube ahora, aunque no esté tan de moda.

Ya decía en la crítica anterior que lo apropiado era hablar de esta película y por fin la vi en pantalla grande como toda persona de bien que se precie, más si todavía guardas como oro en paño muñecos de «La guerra de las galaxias» de cuando eras niño en los ochenta y esperaba con ganas cuando ponían la trilogía original en Navidad. De hecho la tengo comprada en VHS y en DVD, esta última incluyendo las tres que me hicieron tener mucha ilusión a principios de siglo aunque luego me dejaron un tanto frío. Solo me falta comprarla de nuevo en Bluray pero he conseguido contenerme y no comprar otra vez las mismas películas. En fin, que soy muy fan de estas películas.

Y bueno, «El despertar de la fuerza» tenía una pinta bárbara, con los personajes de siempre y esta vez con lógica, unos anuncios que generaban mucha expectación y unas grandes ganas de verla para quitarme la sensación tibia de la primera trilogía. Si aún no lo habéis visto no leáis porque posiblemente destripe alguna cosa que otra de la película.

Todo para encontrarme una nueva versión de la primera película casi punto por punto. Espectacular, sí, con uniformes que molan, con toques de humor y con maquetas y cosas de verdad que quedan mejor que todo hecho por ordenador pero que no me ha terminado de llenar porque era un nuevo Luke, un nuevo Han Solo, un nuevo Tatooine, un nuevo R2D2 y otras tantas cosas muy parecidas. Acepto que aparezca una nave cruzando la pantalla al comienzo de la peli, es el sello de la saga, pero quizá se parece demasiado. Y ya he visto muchas veces «La guerra de las galaxias», ser tan parecido y tantos guiños —aunque esta vez estén mucho mejor llevados que en la trilogía de los episodios I, II y III— hacen que pierdas un poco de chispa. Exceso de nostalgia quizá.

Espero que en las nuevas entregas acaben con los homenajes y arranquen la historia porque me resultaría interesante saber quién es Snooke, o quién es la monísima y buenísima Rey (Daisy Ridley) y por qué consigue ese dominio de la fuerza tan rápidamente. Quizá lo más incomprensible para mí es por qué los Rebeldes y el Imperio parece que han desaparecido pero se han reencarnado con otro nombre. Sobre todo porque siguen vivos muchos de los personajes de la saga original, en realidad no ha pasado tanto tiempo.

El malo pierde mucho al quitarse la máscara y tiene unos ataques de furia un tanto ridículos pero también hace cosas que molan un montón como parar un rayo láser en el aire, cosa que luego hace que te sorprenda que le vaya tan mal en el enfrentamiento final con Rey y Finn o depertares de androides. Eso sí, la fuerza vuelve a ser mucho más mística y hay un rollito Excalibur que mola bastante.

La entrega tiene un sabor agridulce, porque aunque sea visualmente muy atractiva y recuerdes más las pelis antiguas también le ves fallos que no se notaban tanto en otras y sobre todo, es poco original. Pero el personaje de Rey puede tener recorrido y se disfruta mucho si se ve con palomitas y pantalla grande, pero no sé cuánto es por todo lo que me gustaba las anteriores y cuanto por la película en sí.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s