Dos pájaros contraatacan

SabinaSerrat

Madrid, 20 de septiembre de 2012,  Palacio de los deportes.

La marea humana va llenando poco a poco sus asientos tras enfrentarse al laberinto que supone este recinto, menos mal que había muchísima gente de la organización que iba dirigiéndonos porque los carteles brillaban por su ausencia. Se ven muchos bombines, camisetas a rayas, más gente mayor que joven pero hay una mezcla bastante importante. Los hombres cerveza, cubata y los pizzeros van recorriendo la pista dando de comer y beber a la gente que espera con impaciencia el comienzo.

Y llega el momento, se apagan las luces, se hace el silencio y aparecen dos pájaros en las pantallas con las voces de Serrat y Sabina, marca de la gira, y nos dan la bienvenida mientras los verdaderos salen al escenario y nos reciben con «Hoy puede ser un gran día»

A partir de ahí, tres horas de canciones tremendas, conocidas por casi todos, en las que Serrat y Sabina se van prestando las canciones, las comparten y también cantan las suyas. Entre canciones y canciones, humor, bromas, casi podríamos decir que gags, algunos trabajados otros más improvisados. En esos se nota que Sabina tiene más tablas, o será que está en su casa, pero se le ve algo más suelto, aunque Serrat no se queda muy atrás. Quizá sólo sea que a mí me hace más gracia uno que otros.

Pero en el momento de cantar los dos lo hacen muy bien, a pesar de los años y del cansancio tienen unas canciones potentísimas y conocidas que hacen que todo el público disfrute durante las tres horas.

Yo nunca había ido a verlos, pero es algo que he oído durante toda mi infancia, canciones míticas, auténticas leyendas vivas de nuestra música y aunque se puede decir que estaba rendido de antemano lo disfruté enormemente. La pena es que ya se despiden de España, pero a los amigos americanos todavía les quedan oportunidades de verlos.

Anuncios

Wordle

Hace tiempo que tenía en un borrador esta entrada, que no tiene mucho que ver con las habituales entradas sobre las películas que he visto.

Cuando todavía era asiduo de last.fm descubrí una pequeña aplicación (o widget) que usaba tus listas de reproducción para generar un texto que pudiera usarse en wordle.net, de manera que pudieras generar bonitos diseños con los nombres de tus grupos. Más gordos los que más escuchas, como es lógico. Aquí tenéis algunos ejemplos.

Uno muy colorido

Wordle: Mis Preferencias

Otro con el fondo negro, un auténtico vacía-impresoras.

Wordle: MiMusiquita

Y por último uno un poquito más clásico.

Wordle: MiMusica

Pero me tiré unas pocas horas haciendo tonterías porque se pueden cambiar bastantes cosas. Según voy escribiendo, creo recordar que también vi escrito sobre ello en Microsiervos. De hecho acabo de hacer una pequeña búsqueda en su web y aquí está el resultado. Este artículo lo tenía en el borrador desde junio de 2009 y su anotación es casi un año anterior, vamos que estará más que pasado de moda, pero no deja de fascinarme.

Algún día probaré con algún libro o proyecto, a ver que puede salir.